5 pasos para llevar tu negocio a la Web de manera efectiva

0
77
Imagen tomada de Pixabay

Fuente: Enter.co

Para los pequeños negocios o aquellos emprendimientos que hasta ahora comienzan, llevar su negocio a la Web es tan importante como contar con un producto o servicio que los diferencie de sus demás competidores. En las acciones que realicen en el mundo digital puede estar el elemento que les permita aumentar su base de clientes, llegar a nuevos mercados o incluso potencializar alianzas que les sirvan para crecer.

Por ejemplo, un negocio que vende sombreros artesanales tendrá un impacto limitado si solo se dedica a atender en un establecimiento físico. Su público será aquel que pase por allí y se anime a entrar, lo que reduce las posibilidades de venta. Pero entonces, si esa misma empresa acompaña su estrategia con un sitio web, lo más probable es que personas de más partes del país (o incluso del mundo) se interesen en su producción y las opciones de incrementar las ventas se disparen.

Pensando en esos negocios que todavía dudan en dar el paso hacia la Web o aquellos que tienen una presencia tímida y que poco mejora su imagen digital, presentamos estos cinco pasos que deben seguir en su camino hacia el mundo virtual. Lo importante es comenzar y saber que con una estrategia clara y con constancia se pueden conseguir los resultados esperados.

1. Crea tu sitio web

Este siempre será el primer paso. No hay posibilidad de tener una estrategia sólida en la Web sin un sitio web que les dé el respaldo, confianza y seguridad a los potenciales compradores de que la compañía es seria y responderá siempre por lo que ofrece. Por más de que allá afuera muchos ‘culebreros’ le digan que hoy el único canal de venta y promoción son las redes sociales, lo cierto es que la experiencia de miles de negocios da cuenta de que tener un sitio es la base de toda compañía que desee comenzar su camino en el entorno digital.

En tu sitio web podrás tener un punto de contacto, establecer un blog para hablar de tu oferta e incluso implementar una tienda en línea que después es posible impulsar mediante el apoyo de las redes sociales. Recuerda que tu sitio debe ser amigable con todos los dispositivos, para que se vea bien desde computadores de escritorio, tabletas y celulares.

2. Posiciónalo en Google

El buscador Google es la fuente de información primaria de muchas personas que quieren buscar productos o servicios. Si necesitan sombreros, van a Google. Si quieren estrenar ropa, le piden opciones a Google. En ese contexto, tu sitio debe ser lo suficientemente relevante en Google con el fin de que los internautas vean rápido que tu empresa les puede dar lo que buscan.

Posicionar un sitio web en Google se hace primero mediante técnicas orgánicas, es decir procedimientos que, sin costo, le permitan al sitio elevar su posición en el buscador y que salga en los primeros resultados de búsqueda. Otra opción es hacer campañas pagas, que mostrarán tu negocio al instante a aquellos que requieren algo asociado a lo que ofreces. Las acciones para posicionar un sitio web en Google suelen confundir a muchos usuarios, por lo que hay proveedores que ofrecen el servicio y apoyan a los empresarios en la tarea.

3. Atrae clientes

Hay ciertas estrategias que te permitirán atraer clientes a tu sitio web. Promoción de la empresa en otros espacios o enlaces del sitio en determinados lugares que les permitan a las personas conocerlo e interesarse por visitarlo son algunas de ellas. Este paso es esencial, pues nada logran los negocios teniendo presencia Web con muy buen diseño y calidad de contenidos si no se amplifica el mensaje. Esto se logra muy bien al integrar el sitio web con redes sociales y aplicaciones de mensajería instantánea.

Al crear, por ejemplo, una página en Facebook, la gente encontrará la empresa por ese medio y es posible vincularla al sitio web para que vean más información. Ya en el sitio, para que los visitantes tengan más canales de comunicación y se motiven a comprar, establece botones de llamada o enlaces para que escriban a tu cuenta empresarial de WhatsApp

4. Mida el crecimiento

Un mensaje muy común en el ámbito del mercadeo digital es que ‘lo que no se mide, no existe’. Esta máxima aplica en toda su extensión a la creación y mantenimiento de sitios web asociados a empresas o negocios nacientes. Y para ello es clave que el propietario tenga muy claras las metas de su espacio en la Web. De esta manera, podrá hacerle seguimiento y entender que las acciones que realiza al respecto sí tienen el resultado adecuado.

En ese caso, tener herramientas de monitoreo y reporte en línea y en tiempo real te facilitará, entre otros, apreciar cuántos visitantes registra tu sitio, de dónde vienen y qué contenidos consultan con mayor frecuencia. Con dicha información es posible tomar acciones para mejorar el sitio y optimizar toda su estrategia en línea.

5. Piense en los pasos siguientes

Una vez establecido su sitio web con buen contenido, elementos que atraigan visitantes y herramientas para medir su crecimiento, es momento de considerar cuáles serán los pasos siguientes. Esto dependerá mucho del perfil de tu negocio y la capacidad que tengas para soportar la demanda potencial. Una acción para evaluar es la implementación de una tienda en línea. Quizás en primera instancia tu negocio no lo haya requerido, pues en ese momento el objetivo era solo darse a conocer. Con el paso del tiempo verás que la tienda puede ser no solo un simple elemento adicional, sino el eje de tu estrategia en la Web.

Tener presencia en el mundo digital es crucial para aquellas empresas que quieren acercase a un público más amplio, fortalecer sus comunicaciones y que más personas adquieran sus productos y servicios.